INICIO BIOGRAFÍAS PUBLICADASABREVIATURASBIBLIOGRAFÍAENLACESCONTACTO

       

 

 

KARL GALL – SI NO RECUERDO MAL

 

 

 

210511

 

amigos,

 

   cuando se mató, Karl Gall, campeón motociclista, ya había recolectado un coqueto palmarés. Pero en la Isla de Man no tuvo suerte.

 

hastaluego

 

 

 

Karl  GALL   (1903 – 1939)      Austria-Hungría      301202 actualizado 91218

 

 

 

FF-70404 artritis reumatoide

Si no se entrena mucho previamente –como hacían los pilotos Ford para Le Mans–,

 entrar y salir rápidamente de un Ford GT40 es tan difícil como de un fórmula Ford Fiesta

(Gorrotxa 2000 y Viso 2004)

 

 

in memoriam

Ricardo Fargas Bolaños (1935-2018) [archivo Ralf Kosidlo, Ediciones Benzina, “Moto Clásica”]

 

 

Ladi Capuleto:

   –Todavía no ha cumplido los catorce.

 (…)

   –Bien; tiempo es ya de pensar en el matrimonio.

Otras más jóvenes que vos hay aquí, en Verona,

damas de gran estimación, que ya son madres.

Si no recuerdo mal, yo misma era vuestra madre

mucho antes de esa edad en que vos sois todavía una doncella.

 

William Shakespeare (1564-1616)

The Tragedy of Romeo and Juliet” (1592-1594), acto I, escena III

(traducción de Luis Astrana Marín)

 

 

   Piloto motociclista que había descollado con máquinas británicas (como New Gerrard o New Imperial) pero que en 1938 era compañero de Georg  Schorsch  Meier y John Mil  Jock  West en el equipo oficial BMW.

 

Parrilla de arranque de una carrera ¿en Alemania?. En primera fila, Karl GALL lleva la BMW nº 59; flanqueándolo, la DKW nº 61 de Kurt Mansfeld y la BMW nº 60 de Otto Ley.

En la segunda fila, las NSU nos 63 y 64 de Melmann y Hentze

(información y foto © Moto Storiche & d’Epoca en “Moto Clásica”)

 

   Aunque campeona de Europa ese año 1938 con la RS sobrealimentada (flat-twin, 66 mm x 72 mm = 493 cm3, refrigeración por aire,  kompressor  Zoller, unos 60 HP a 7.000 R/mn (aunque llegaría a casi 80 HP a 8.000 R/mn en 1949), que en báscula daba menos de 140 Kg de peso en vacío, la marca de la hélice había tenido una desafortunada actuación en el prestigioso Tourist Trophy de la Isla de Man, sin duda a causa de la delicada estabilidad de la moto: Gall se cayó en entrenamientos, Meier averió y West no pudo ser mejor que 5º.

 

 

El fabuloso motor boxer BMW de la 255 RS Kompressor

(archivos https://www.pressreader.com/spain/la-moto/20130618/282333972471179

y © Moto Storiche & d’Epoca en “Moto Clásica”)

 

   En el Tourist Trophy IoM 1938, Gall se accidentó en unas prácticas no oficiales, siendo encontrado inconsciente  en un cunetón de Gooseneck, con un brazo roto y lesiones en la cabeza. El año siguiente el suceso se repetiría con mayor gravedad.

 

   En 1939 el mismo equipo volvió con fuerza, a lomos de sus bicilíndricas RS de bastidor renovado, y Meier se impuso en el Senior Tourist Trophy a 143,84 Km/h (aunque sin poder batir el fabuloso record de vuelta obtenido por la Norton del gafoso Harold Daniell el año anterior), mientras que el sólido Jock West fue 2º. Desgraciadamente, su compañero Karl Gall se había matado en una nueva caída durante la primera vuelta de los entrenamientos previos de esta clásica, en su última edición antes de la guerra que opondría Alemania a Inglaterra.

 

Karl GALL cabalga la BMW nº 62 durante los entrenamientos de su última carrera.

Fue en las prácticas nocturnas del 2 de Junio cuando GALL volvió a accidentarse al intentar adelantar a la Norton de Freddie Frith en la cercanía del Puente Ballaugh. Fue trasladado en ambulancia al Ramsey Cottage Hospital, donde lo atendieron de su traumatismo craneal, pero su estado se complicó con una neumonía y falleció el martes 13 de Junio.

La carrera Senior era el día 16; la BMW estuvo a punto de retirarse en señal de duelo por el compañero desaparecido, pero al final se decidió participar, puesto que la victoria era muy probable y porque  “eso es lo que Gall habría querido”,  que es lo que se suele alegar en estos casos.

(archivo © Moto Storiche & d’Epoca en “Moto Clásica”)

 

   La BMW no sólo no renunció a ganar la carrera sino que, como aspiraba a llevarse también el premio por equipos, reclutó a un piloto privado y desconocido, Tim Reid, que se había inscrito con su BMW R51SS. Los mecánicos transformaron afanosamente esta moto de sport, sustituyendo el equipo motor, pistones y bielas, así como la caja de cambios, aunque no pudieron acoplar un compresor volumétrico Zoller. La treta no dio resultado porque Reid se cayó al intentar esquivar a un peatón que caminaba por Keppel Gate.

 

   Karl GALL ya había obtenido victorias y títulos con le BMW 255 RS Kompressor, como veremos. Con sus 60 HP a 7.000 R/mn y sus 138 Kg de peso en vacío pero con aceite, la Kompressor era más potente y más ligera que sus rivales. Sin embargo, el aspecto ciclo no estaba a la altura. G. S. Davison dice al respecto:  “En aquella deliciosa mañana del 16 de Junio de 1939 parecía como si se hubieran disipado los rumores referentes a la guerra. Muy lejos estaban los participantes y directivos del T.T. de pensar que iba a tener lugar la última carrera que se celebraría en ocho años y que el país  contra el cual iban a competir ese día en amistosa rivalidad se convertiría antes de tres meses en el peor enemigo de su nación.

 

   Ya habían demostrado las poderosas B.M.W. su superioridad en cuanto a velocidad se refería, admitiéndose entonces como un hecho sobre el que no cabía dudar, que, aparte eventuales accidentes, el triunfo lo obtendrían George Meier y Jock West. Ocupaba el primero de los nombrados el más destacado puesto en el Marcador de Prácticas, con una vuelta efectuada en 25 segundos menos que la de la mejor moto británica –la Norton de Freddie Frith–; pero la amenaza no se reducía sólo al tiempo conseguido en las vueltas, puesto que tanto Meier como West habían tomado las curvas con mucha tranquilidad, en contraste con lo hecho por Freddie Frith, Harold Daniell y Stanley Woods, quienes tuvieron que esforzarse mucho para lograr velocidad similar a la desarrollada por las potentes B.M.W. Resultaba por lo tanto, evidente, que Meier y West podían correr sin temor alguno, doblando las curvas con todo cuidado y utilizando sus asombrosas velocidades solamente en los trayectos rectilíneos.”  [traducción de Juan J. García Guerrero]

 

 

 

 

La legendaria victoria de Georg Meier en el Tourist Trophy Senior 1939, la primera en esta prueba de un piloto extranjero con una máquina no británica. [En 1911, las Indian norteamericanas habían obtenido una aplastante victoria en esta carrera, pero el vencedor, Oliver C. Godfrey, era británico.]

Georg  Schorsch  Meier (1910-1999) era un hombre del motor en toda su extensión. En 1939 era asimismo piloto de los Auto Union de Grand Prix. Y en la postguerra siguió pilotando con autos y motos, además de contribuir a la creación de la marca Veritas, junto con Ernst Loof.

Su victoria en el Tourist Ttrophy Senior 1939, independientemente de que su máquina fuera superior a la de sus rivales, fue magistral: mejor tiempo en entrenamientos y vuelta rápida en la carrera que lideró de principio a fin, concluyéndola en 2 horas 57 minutos y 19 segundos, a 89,38 M/h ~ 143,84 Km/h. Su segundo Jock West le seguía, unos dos minutos y medio después, a 88,22 M/h ~ 141,97 Km/h, quedando 3º Freddie L. Frith, a 87,96 M/h ~ 141,55 Km/h. La vuelta más rápida también fue de Meier: 145,96 Km/h, pero no batía las 91,00 M/h ~ 146,44 Km/h de Harold Daniell el año anterior.

En la tercera foto, Meier se refresca en la meta, junto con West. La siguiente es una postal autografiada por Meier

(archivos © Moto Storiche & d’Epoca en “Moto Clásica”, https://sportscardigest.com/bmw-wins-isle-of-man-tourist-trophy-70-years-ago/

 y https://www.pressreader.com/spain/la-moto/20130618/282333972471179)

 

Un recuerdo para el olvidado Harold Daniell (1909-1967). Su vuelta rápida de 1938 (146,44 Km/h) no sería batida hasta 1950. Según G. S. Davison (en 1957):  “Sin ningún género de dudas fue aquella la vuelta más impresionante que jamás se ha visto en la Isla.”

En 1949, Daniell ganó el Tourist Trophy Senior por tercera vez (en la foto). Pero lo más chusco del asunto es que al comienzo de la II Guerra Mundial, diez años antes, quiso enrolarse en el ejército como enlace motociclista, pero fue rechazado por su miopía; quizá tampoco le favoreciera en la pretensión su aspecto de amanuense al borde de la jubilación

(archivo G. S. Davison)

 

 

 

La mítica BMW 255 RS Kompressor. El doble asiento, así como el doble juego de reposapiés y pedales, no se debía a que fuera biplaza, sino a que el piloto pudiera adoptar en marcha una postura más aerodinámica cuando el trazado lo exigiera.

Tras muchas peripecias, John Surtees se hizo con una de las tres Kompressor del Tourist Trophy 1939, la restauró con la decoración de la ganadora, la nº 49, y a finales del siglo XX la tuvo lista para participar con ella en un Brands Hatch Superprix Week-End (última foto)

(archivos © Moto Storiche & d’Epoca en “Moto Clásica” y https://www.canariasenmoto.com/noticias/hace-setenta-anos-en-el-tourist-trophy.html)

 

   Kark Gall había nacido el 27 de Octubre de 1903 en Viena (Austria-Hungría entonces); comenzó a competir en motociclismo en 1924, arrastrado por el ejemplo de sus dos hermanos mayores. Como se ha dicho en el primer párrafo, utilizó máquinas británicas New Gerrard y New Imperial, luego fue cliente de BMW, en 1929 se pasó a la Standard, donde coincidió con A. F. Dom, Konrad Dürr, Paul Rütttchen y Hermann Lang. En el Grand Prix de Alemania 1930 se accidentó, fracturándose una mano. Gall volvió a la BMW en 1936, y allí se encargó del desarrollo de la 255 RS Kompressor. Como piloto, en 1937 ganó el Tourist Trophy de Assen y el Grand Prix de Alemania, y ese año conquistó el campeonato alemán.

 

 

 

Karl GALL ganó el Tourist Trophy de Assen o Grand Prix de Holanda 1937, sobre el circuito VanDrenthe, ante 200.000 espectadores, batiendo con su BMW nº 2 a la Norton nº 1 de Jimmy Guthrie. GALL firmó, además, la vuelta más rápida, a 152,9 Km/h.

También ganó el siguiente Grand Prix de Alemania, donde se mató el gran Guthrie. En esta otra ocasión Guthrie iba por delante, camino de una victoria segura, pero su Norton de agarrotó en una recta rápida, a menos de dos kilómetros de la meta. El piloto se estrelló contra un árbol y no pudo superar sus heridas en el hospital. La carrera, entonces, la ganó GALL

 (información y fotos © Moto Storiche & d’Epoca en “Moto Clásica”

y Archivo Storico Stichting Circuit Van Drenthe en https://roadracingcore.com/it/news/amarcord-la-vicenda-di-jimmy-guthrie-e-karl-gall/)

 

Cerca del Ballaugh Bridge, en el sector donde se accidentó Karl GALL, se levantó un monumento de bronce en su memoria, pero de momento no tenemos testimonio gráfico del mismo.

La foto se refiere a una conmemoración-homenaje en un  Memorial Karl Gall  de Racing Lines en 2018

(archivo https://www.wikiwand.com/en/Karl_Gall)

 

Karl GALL (1903–1939)

 

 

L´Automobile (Christian Moity): Julio de 1970, pg. 138

Luigi Rivola: pg. 81

Moto Clásica: nº 2 (Junio de 2002, John Surtees), pg. 49

https://www.canariasenmoto.com/noticias/hace-setenta-anos-en-el-tourist-trophy.html

https://www.pressreader.com/spain/la-moto/20130618/282333972471179

https://en.wikipedia.org/wiki/Karl_Gall

https://www.wikiwand.com/en/Karl_Gall

https://www.wikiwand.com/en/1939_Isle_of_Man_TT

Maurizio Mazzoni en https://roadracingcore.com/it/news/amarcord-la-vicenda-di-jimmy-guthrie-e-karl-gall/

 

 

No Mirando a Nuestro Daño

(Todos los Pilotos Muertos)